" EL PRIMER AMOR DE LA ABUELA NENA "


                                                     EL COMIENZO

  (Capítulo XLIII)
     
                ¡No se si les conté que mi madre, mi padre, y los demás viajeros, llegaron a las Américas! ¿No se los dije? ¡Perdónenme mis nietos, cada día estoy peor! ¡Llegará el momento que no sepa dónde y quién soy! ¡Voy ha intentar que no suceda al menos por ahora, pero de cualquier forma todo llega y no se podrá evitar! ¡Hay que estar preparado para recibir cada etapa de nuestras vidas con agradecimiento! ¡Nunca se sabe que hay detrás de la puerta blanca! ¡Sí, esta vieja está algo loca! ¿De qué puerta me habla la abuela Nena? ¡Es igual, ya lo comprenderán cuando llegue el momento!
                Antes de continuar con la historia de mis padres, quiero que sepan que no me olvido de la mía. ¡Estoy que ardo en deseo de continuar con mi vida! ¡Bueno, el amor de mi madre y mi padre propició la continuidad hasta nuestros días! Para que yo pueda contar mi pasado lejano, debió de existir  una antigüedad mucho mayor que hizo posible la  presencia del presente. ¡Les quiero decir mis nietos, que cada detalle de mis antecesores, es la raíz que alimenta mi tronco y mis avejentadas ramas! ¡Es un complemento sólido, un ciclo en continuo cambio hacia un estado especial o diferente, como quieran llamarlo vosotros! ¡Etapas que se complementan pero que al final son desechadas para evolucionar en un sentido en espiral! ¿No se si me comprenden? ¡Ahora estoy experimentando diminutas permutaciones en todo mi ser! ¡Ya les contaré cuando llegue la hora, mejor continuamos con el pasado más remoto!
                Lo urgente consistía en encontrar comida, la mejor vía sería a través del trabajo, pero no siempre es posible. A mi padre se le ocurrió la idea de dividirnos por parejas y al final de la mañana encontrarnos en un punto común. ¡No todos estuvieron de acuerdo, la mayoría querían continuar juntos!
__ ¡Si nos separamos puede ser que no nos encontremos! –Dijo la madre del pequeño.
__ ¿No tiene por qué ser así? –Afirmó mi madre.
__ ¡Eso lo dice ahora, seguramente si encuentra un trabajo nos deja tirados a todos! –Las palabras de la madre del pequeño fueron hirientes.
__ ¿De verdad piensa que no cumpliré con mi palabra? ¿Lo piensa? ¡Dígamelo! – A mi madre le vino a la memoria los largos días en el barco.
__ ¡Perdóneme señorita, no sé que hacer estoy perdida.........!
__ ¡Todos mis ahorros se los di al usurero del médico para que su hijo tuviera una oportunidad de vivir! ¡Lo hice sin pensar en mi futuro, solamente pensando en el niño! ¡Tomé el barco para encontrar un camino en lo que amo! ¡El teatro! ¿No les puedo ayudar más? ¡Yo también estoy perdida, y este país se me viene encima y no sé cómo detenerlo! ¡¡No puedo más!! –Y no pudo más, rompió en llanto profundo.
__ ¡Creo que todos debemos pensar un poco! ¡Es mejor que cada uno hable con sus pensamientos y veremos que hacemos después! ¡Debemos encontrar la salida, pero ninguno de nosotros tenemos la solución! ¡Será mejor.............no lo sé! --Se acercó a mi madre.-- ¡Deseas beber agua! ¿El mar está cerca? –Mi madre intentó una sonrisa pero no pudo.-- ¡Lo que ha pasado no es justo para ti, pero debes comprenderla! ¡Está sola!
__ ¿Crees que no lo siento?
__ ¡Sé que lo sientes, y es una de las cosa que me gusta de ti! ¡Tienes unos sentimientos tan puros como tus ojos!
__ ¡No pierdes la oportunidad para................!
__ ¡Para decirte que yo sin ti estoy perdido!
__ ¡Creo que todos han pensado que soy la beneficencia!
__ ¡Quiero que te quedes con el grupo! ¡Hablaré con algunos hombres para que me acompañen, y veremos que encontramos por la ciudad!  
__ ¡Y si eres tú el que me abandonas!
__ ¡Mírame a los ojos! –Mi padre la tomó por los hombros y las miradas se encontraron. Le iba a decir que su vida no sería nada sin ella, pero se distrajo y por descuido avistó su boca. ¡La besó sin conciencia, sin premeditación y con el corazón en la mano! ¡No esperó una respuesta de ella, porque todo lo vivido hasta ahora ha sido tan intenso, que suplicar, pertenece al pasado indiferente que no volverá.
Mi padre la besaba, y mi madre se dejaba besar deseosa de retener el presente. ¡Había comenzado el verdadero viaje a lo desconocido!

DISEÑO GRÁFICO: MANDY BLUEE.

                  
           


Comentarios

Entradas populares de este blog

¿CÓMO HACER EL AMOR EN UN SITIO INCÓMODO?

ESOS ANDARES…….

¡FIDEDIGNOS Y PASADOS MOMENTOS!