Entradas

Mostrando entradas de enero, 2012

" EL PRIMER AMOR DE LA ABUELA NENA Capítulo XXXIV

                                       “El MAR” (El comienzo)


Algo he descansado en la semana, pero para ser sincera, me siento mucho mejor cuando pongo la mente en movimiento, aunque sea a golpe de recuerdos. ¿Saben mis queridos nietos? ¡Soy mucho más joven cuando el pasado lo traigo al presente y tomo de él lo positivo y lo que me puede llenar en algún instante de debilidad! ¡No soy tan fuerte como posiblemente han pensado! ¡Me siento fuerte espiritualmente, y cada día mucho más! Siento que la vida me está recompensando en estos últimos años, y que cada espacio de tiempo, es un privilegio poder saborear. ¡Sí mis queridos nietos, soy feliz! ¡Muy feliz! Lo que me pasa, es que no sabría explicar en palabras el sentimiento sublime que experimento, creo que es algo muy personal. ¿Pero saben lo mejor? De los momentos más delicados, amargos, o al límite de mi vida, me he alimentado, y su negatividad ha fortalecido mis huesos, mis sentidos, y mi alma. De la vida he aprendido a utilizar lo má…

" LA MEJOR HORA PARA PROPORCIONARNOS UNA AUTO-SATISFACCIÓN "

(Capítulo VII)
                                              LA MEDITACIÓN.

                Con el cuerpo listo de antemano entraremos en la meditación. La posición que adoptemos para meditar debe ser la más favorable y armoniosa para la persona que lo realice. Acostados boca arriba sobre el suelo(puede ser en interior o exterior), de pie, o en la posición de flor de loto (esta última es algo más complicada si no se ha realizado antes) cualquiera de ellas, sería un buen comienzo. 
            Pongamos el ejemplo de la posición tendidos sobre el suelo: Las piernas rectas, y los brazos extendidos en ángulo de 45º con la cadera. Las palmas de las manos colocadas hacia arriba dejando que los dedos encuentren una posición natural. La cabeza debe descansar placidamente junto con el cuello sin ningún tipo de presión. Cuando todo el cuerpo esté tendido sobre el suelo, cerraremos los ojos y terminaremos de encontrar el mejor acomodo.                     Empezaremos con la respiración. Tomaremos l…

"""" LOCOS """"

- III –


                Para tranquilidad de mi familia, y para que la reputación de mi madre no quedara manchada con un antecedente de esta índole, fui llevado ante un loquero. En realidad mi caso fue expuesto ante variados, pero muy variados especialistas durante algunos meses. Muchos meses. Todos de una u otra forma coincidían en lo mismo, pero en mi madre había penetrado la duda.                 Los especialistas le dijeron a mi madre, que en mí persona, no existía síntoma de locura alguna para llegar a preocuparse. Simplemente, como un niño más, estaba desarrollando una imaginación desbordada, posiblemente influenciada por algún factor externo; pero que podía llegar a repercutir directa o indirectamente, en la personalidad dúctil e inmadura que estaba en proceso de formación. El concejo de todos los especialistas fue el mismo: 
“Usted simplemente observe”, y mi madre observó, claro que observó, a todas horas.                 Esta “observación” de los loqueros, transformó no solo mi …

---- "" LOCOS "" ----

--II--
                Muchos años más tarde, supe que todos le llamaban “El Chícharo” porque  estaba loco. En esos años, por falta de café para consumir, se utilizaban los granos de chicharos y se tostaban para mezclarlos con algo de café. Cuando este proceso no se realizaba bien, el grano quedaba algo más de lo normal tostado, que significaba, que en su elaboración, se había quemado; y una persona “tostada” o “tostado”, era una persona que estaba “loca” o “loco”, y “El Chícharo” para  los demás, se había pasado en su cocción. Entonces se le empezó a decir: “Estás como el chícharo, quemado”.Y desde entonces fue “El Chicharo”.                 “El Chícharo” era  un hombre muy delgado y desgarbado, del tamaño de una de las palmeras de mi isla. Apesar de su aspecto endeble, en su persona había vitalidad. El color de su piel era oscura, muy oscura, como la noche cuando la luna no quiere lucir. Su cara pasaba como una cara más entre las demás…

----- " EL PRIMER AMOR DE LA ABUELA NENA " (Capítulo XXXII) ----

                                    “EL MAR “ (El comienzo)


                Por casualidad o por el destino, mi padre y mi madre tomaron ese día, el mismo barco, y con el primer encuentro en la barandilla, comenzó el viaje de sus vidas.                 Después de presentarse mi padre, esperó que la joven tomara la iniciativa, pero mi madre no dijo nada. Ella pensó, que el silencio poseía una fuerza dramática superior a las palabras y dejó que los ojos de mi padre siguieran en su empeño. Nunca me pudo decir cuanto tiempo estuvieron uno frente al otro, en quietud, como la mar cuando está serena; pero continuaron hasta que un golpe de viento tomó la amplia cabellera de mi madre y la dejó al descuido sobre su rostro. El pelo flamante y largo de mi madre formó una cortina entre ella y mi padre. Ninguno de los dos dijo nada, y nuevamente el tiempo se perdió en ese dilatado instante. Un segundo, dos, tres, cuatro,................, y a mi padre se le antojó que no eran suficientes, y se dispus…

"""" LOCOS """"

---- I ----


                  Cercade mi casa había un parque,y desde mi diminuta estatura todo me parecía infinito. Los árboles de sauce llorón  eran monstruos con enormes tentáculos que daban la impresión de atrapar todo lo que se moviera a su alrededor. Entre ellos se mezclaban y no dejaban pasar la luz del día. Pocos eran los rayos de sol que penetraban por algún claro de los mismos. Los  sauces no eran los únicos dueños del lugar, la variedad era amplia, pero solamente guardo en el recuerdo estos hermosos gigantes.                 Por todo el parque existían amplias islas de tierras con diferentes palmeras e hileras de bambú completamente alineadas unas de otras, que hacían un círculo alrededor de estos montículos. Para mi pequeña persona, no eran más que sublimes colinas donde jugaba a deslizarme por ellas y a esconderme de los visitantes ocasionales o permanentes. Sin darme cuenta descubrí un mundo nuevo, un espacio que fui conqui…
R de risa.............

Sobre un cuenco vacío
brota una risa.
En sutil desparpajo
se blande cansada.

Gimiendo se esparce
y busca salida.
La efímera risa
no encuentra el camino.

LOCOsLOCOsLOCOsLOCOsLOCOsLOCOsLOCOsLOCOs.

El tema de la encuesta ganadora es:  LOCOS


Tendrán...........respuesta mía.......muy...........pronto................los tengo ..............no se escaparán........jajaja................

------ "EL PRIMER AMOR DE LA ABUELA NENA" (Capítulo XXXI)

                    “EL MAR” (El comienzo)



                Llevaban algo más de una semana navegando y la mar permanecía calmada pero voluptuosa. Un viaje que para la mayoría de los pasajeros significaba una aventura emocionante pero arriesgada. Un hecho del que no podrán distanciarse jamás. Seguramente, hasta el final de cada una de las vidas de los que zarparon en este navío, este episodio permanecerá en algún recodo de sus recuerdos. Una decisión, que seguramente muchos tomaron sin pensarla más de una vez, y que ahora, sobre la cubierta del barco, es el momento de reflexionar sobre lo imposible. ¡Mi madre, apoyada en la barandilla descolorida de la proa, no dejaba de pensar en la decisión que había tomado!                 La travesía para el capitán y sus hombres, por decirlo de alguna manera, la realizaban con los ojos cerrados. Esta ruta, continuaba siendo la misma desde hacía algo más de una década, y sus aguas, saludaban al capitán y su tripulación cada año, una y otra vez. Ademá…